Nuestro Regaloa de Neogeminis

domingo, 7 de marzo de 2021

LA JAULA DE FARADAY

 

 

Esta es mi aportacion al reto de noviembre de Lídia Castro Navas, que nos convoca en su blog

Escribir jugando a participar creando un microrelato con los siguientes condicionantes:

 

Crear un microrrelato o poesía (máx. 100 palabras) inspirándo en la carta.

En él debe aparecer el objeto del dado: Un telefono movil.

 

 

Opcional:

Que aparezca en la historia algo relacionado con el espino (año de creación, inventor o el propio alambre):

 
Podeis encontrar los anlaces del resto de participantes AQUI  
 

Tomando su refrescante paseo por la Antártida, Rosario tropezó con la rosa que constituía toda la vegetación del continente, con tan mala pata, que se la quebró. Tendida sobre el hielo intentó pedir ayuda con su smartphone, pero la valla de alambre de espino que delimitaba su finca, hacía de jaula de Faraday, dejándola sin cobertura. Se arrastró,  alcanzó  la cerca y sacó el brazo bajo ella, consiguiendo la ansiada señal.

En un par de horas llegaron los botánicos de emergencias que pusieron una tirita a la rosa. Rosario tuvo que esperar a los servicios sanitarios, que estaban saturados.


 

29 comentarios:

  1. Muy bueno, para variar. Un bocado realmente apetitoso.

    Un abrazo, amigo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. la carta era un poco... , si no llega a llevar la Rosa, no sé sobre qué habría escrito.
      Besosss, amiga

      Eliminar
  2. Hola,Gabi!! Jajaja Siempre me haces reír con esos finales inesperados tuyos. Una distopía en que las flores don más importantes que las personas. Muy original. Gracias por tu aporte. Un abrazo grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. gracias a tiii, por estos retos estupendos, y a veces difíciles que nos planteas.
      Besosss, Lídia

      Eliminar
  3. Rosario no importa tanto como la rosa.
    Es el futuro que nos espera.
    Sobran humanos.
    Y los virus lo saben.

    Cada día subimos y bajamos en jaulas de Faraday... los ascensores.

    Rosario debería rezar su propio nombre para ver si Dios la salva.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jaja, al final Mecano en la canción, reconoce que una rosa es un rosario.
      el virus también es un rosario ( o digamos de qué) , con demasiadas cuentas.
      saludoss toro

      Eliminar
  4. Gabiliante, un curioso microrrelato, con un final anunciando que en el futuro tendrán prioridad los aparatos tecnológicos , y los humanos tendremos que ponernos a la cola...
    ¿ Cuanto tiempo nos queda?...
    Un abrazo y feliz semana.😎💚

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. los aparatos tecnológicos y los vegetales. cuando las prioridades son estas, te puedes echar a temblar.
      Besosss Berta

      Eliminar
  5. Respuestas
    1. tenía que haber dicho al llamar, que se había roto la pierna y perdido el olfato.
      salusosss erik

      Eliminar
  6. Rosario no tenía nombre de flor, sino de penitencia :-9
    Es la conclusión a la que he llegado tras tu relato, como siempre, ingenioso, Gabi.
    Un beso muy grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. llevaba su destino escroto en el dni. o más bien se lo fueron cambiando a medida que cambiaban la, prioridad de las cosas.
      Besosss, Mag

      Eliminar
  7. jajajajjajaja me encanto!!! Esta rosa era mas importante que la del Principito!!!! Genial!!!
    Abrazo Gabiliante y muy buena semana por comenzar( o mejor dicho que ya comenzó!)

    ResponderEliminar
  8. A ver si tengo suerte porque no hay manera de subirte el comentario ozú mi arma ajjaj. Estupendo la vida tiene esas cosas, la importancia de a quien se atiende antes ..Tiene su metáfora tu escrito. Un besote grande.

    ResponderEliminar
  9. sí que lo has conseguido. Las prioridades, que con los tiempos van cambiando. Un poco de moraleja, siempre va bien. a veces es difícil en estos micros tan cortos y teniendo que incluir los componentes, ya es bastante con que tenga sentido la historia
    Besoss Campi

    ResponderEliminar
  10. Contundente, tenido de realidad,me encantó.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. unas tenues e inadvertidas Pinceldas de realidad.
      Muchas gracias amapola
      besoss

      Eliminar
  11. Qué airoso has salido de reto. Nada se te resiste. Eres capaz de crear una historia con lo que sea...
    Muy bueno. Lo de la tirita a la rosa le da el toque perfecto y gracioso a tan breve texto.ç

    Besos :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No tengo ganas de participar, pero te comparto la chorrada que se me ocurrió...

      Cada vez que miraba el móvil notaba la punzada de un alambre de espino. Estaba de vacaciones, y no encontraba paz ni descanso en su pequeño trozo de paisaje nevado. Decidió matarlo para siempre, enterrándolo en la nieve. Del último de sus chips agónicos brotó una gotita de sangre con forma de rosa roja. Desde entonces la lleva seca, calladita y prendida al bolso, y cuando la llaman sólo un apagado perfume percibe.

      Salud2!

      Eliminar
    2. que chulo! mándalo. es genial, un móvil que suena con olor a Rosa.
      Besosss maite

      Eliminar
    3. ¡Gracias! me animaste y se lo mandé :)

      Eliminar
  12. Tan surrealista, como nada descabellado. Y lo mucho que nos queda por ver (o padecer)…
    Muy bueno, Gabi. Con tan poco, haces un todo magnífico con más poso y sabor que el café.
    Me ha encantado…
    Abrazo grande, y muy feliz día!

    ResponderEliminar
  13. jaja. gracias Gine. lo surrealista es el pasado de la realidad futura.
    el cafécito que ¿te acabas de tomar? me llegaba el olor mientra lo leia. ahora me lo tomaré yo.
    bessssoss, Gine

    ResponderEliminar
  14. El absurdo tan de moda (y marca tendencia) en estos proféticos tiempos sobre lo que vendrá...

    Abrazo, Gabiliante!!

    ResponderEliminar
  15. ¿y la tirita para el corazón?
    Como nos han cambiado los cuentos...
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  16. Gabiliante, hola de nuevo, me llamó la atención la imagen (me recordó al Principito) y leí este micro.

    Me ha gustado mucho la creatividad, el título (la jaula de Faraday) y el cómo haces gala de realidades actuales (la chica buscando señal) y futuristas (darle prioridad a la rosa) para crear un micro delicioso.
    Se podría decir que por el final encaja como ficción, pero en estos tiempos donde estamos acabando con la belleza del planeta, no es de extrañar que pronto deje de serlo...

    Una delicia conocer tu espacio.

    ResponderEliminar
  17. Jaja. He tenido que volver a leerlo. En 100 palabras meter 3 conceptos obligados y darle alguna gracia. Pues eso en 100 palabras hay que forzar el argumento.
    La imagen es de un juego de cartas wue se llama "dixit", que es para estimular la imaginación.

    ResponderEliminar
  18. Muchas gracias por pasarte. Eres muy generosa en tus comentarios. Yo voy justo de tiempo , apenas he podido comentar la mitad de lo de David.
    Besosss

    ResponderEliminar

Aunque lo parezca, no todo es tan negro.

Entradas populares